La directora general de Vivir Plenamente, Lic. Mirian Blanchard reflexionó en su primer espacio editorial del mes de diciembre al respecto de la Reforma Previsional, que obtuvo media sanción en la Cámara de Senadores de la Nación y espera su turno en Diputados. En este sentido, hizo referencia a las palabras del Dr. Eugenio Semino, abogado, docente, gerontólogo y Defensor del Pueblo de la Tercera Edad de la Ciudad de Buenos Aires, con vasta experiencia en el tema, quien comentó días atrás sobre la realidad de los adultos mayores de esa Ciudad y de todo el país.

Hay que recordar que el Dr. Semino había manifestado que “las discusiones sobre la reforma previsional y la forma en la que se calculan los haberes de los adultos mayores son como si se discutiera si a una persona que está en la Antártida, tenemos que ponerle una camiseta o 12 camisetas, sabiendo que al final, si esa persona no está bien abrigada, va a morir”.

 

Asimismo, otra de las cosas que decía un hombre de una trayectoria de 30 años trabajando en temas gerontológicos, como el Dr. Semino es que “en Argentina, donde hay siete millones de jubilados y pensionados que cobran la mínima, lo que perciben mensualmente, no cubre ni el 50 por ciento de la canasta básica”. Hay que considerar que el último cómputo de la Defensoría de la Tercera Edad de Buenos Aires expone que un jubilado necesita aproximadamente 17.200 pesos para vivir dignamente por mes.

Esto se magnifica en el interior del país, como en nuestra región, donde los salarios no cubren los gastos de remedios, alimentación o vivienda, ya que muchos adultos mayores alquilan o, si es que son propietarios de departamentos, deben pagar expensas.

-La reforma previsional que preocupa a los adultos mayores

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here