28.4 C
Corrientes
31 octubre, 2020
VIVIR PLENAMENTE
Información General

Ante las tumbas del Cementerio de Darwin: “¡Hijo, te encontré!”

ANTE LAS TUMBAS DEL CEMENTERIO DE DARWIN. Conmovedora fue la ceremonia en el cementerio de Darwin donde familiares de los soldados caídos en Malvinas pudieron llorarlos, hablarles y sentir que esos seres queridos, esos adolescente de 1982, debían permanecer allí porque las islas “son argentinas y ellos están enterrados en suelo argentino”. Viajó un contingente de 248 argentinos, entre ellos, los familiares de los 11 correntinos identificados.

Las placas de once soldaditos correntinos que pelearon en la Guerra de Malvinas y que decían: “Soldado sólo conocido por Dios”, ahora tienen un nombre y un apellido. Un ser amado que lo pudo visitar. Un reencuentro de almas. No importan los años pasados sin poder hacerlo. Este lunes se detuvo el tiempo en Darwin.

Se recuerda que los correntinos que pudieron identificarse son: Omar Ávalos, José Ferrau, Diego Ferreyra, Roberto Leyes, Ireneo Mendoza, Guillermo Ojeda, Andrés Daniel Rodríguez, Macedonio Rodríguez, Gabino Ruíz Díaz, Higinio Segovia y Roberto Verdún. Fueron identificados gracias a un trabajo conjunto de la Fundación No me olvides, especialistas de la Cruz Roja Internacional y el equipo Argentino de Antropología Forense.

La tumba de Gabino Ruiz Díaz, el soldado sanroqueño que dio origen a esta búsqueda, se encuentra al ingresar al cementerio.

De la ceremonia religiosa y militar, organizada en conjunto con el gobierno británico y el de las Islas, participó también, además del secretario de Derechos Humanos, Claudio Avruj y la titular de la Comisión de Familiares de caídos, María Fernando Araujo, el militar inglés Geoffrey Cardoso, quien en el ´82 fue el encargado de enterrar a los soldados argentinos.

“¡Hijo, te encontré!”, “¡Ahora sé que estás acá!”, se escuchaba decir a los familiares cuando se encontraron frente a la tumba de sus hijos, casi niños, caídos en Malvinas.

La ceremonia religiosa estuvo a cargo del obispo auxiliar de Buenos Aires, monseñor Enrique Eguía Seguí, quien rezó en la ceremonia por todos los que perdieron la vida en la guerra de Malvinas “por los 649 militares argentinos, los 255 británicos y los 3 isleños” y pidió “ser constructores de la paz entre los pueblos y trabajar por una cultura del encuentro, sin divisiones, odios ni guerras”. También oficiaron la ceremonia los representantes católicos y protestante de las islas, el padre John Wisdom y el reverendo Nicholas Mercer, como así también el abad Alan Hugh -administrador apostólico de las islas- quien, a pedido del papa Francisco, viajó especialmente del Reino Unido para participar de la celebración.

Por la fuerte carga emocional que trajo aparejada este viaje histórico y por la edad avanzada de muchos de los familiares que fueron a Malvinas llegados de distintas provincias, fueron permanentemente asistidos por médicos y psicólogos que formaban parte de la comitiva.

Otro momento emotivo del acto se produjo cuando ingresó la guardia de honor, compuesta por seis efectivos y un comandante, así como dos gaiteros -con sus vestimentas alusivas- que entraron al cementerio marchando. Los efectivos de la guardia, en tanto, adoptaron la postura de descanso de armas, con sus armamentos hacia abajo en señal de respeto a los caídos.

Al término de la ceremonia, se hizo entrega de dos “Rosas por la Paz”, una artesanía colectiva iniciada por el orfebre Juan Calos Pallarols, realizada con material bélico de la guerra como cápsulas de balas y otros objetos que fueron encontrado diseminado por los campos de batalla.

Una de las rosas fue entregada por el oficial inglés Cardoso y quedará instalada en Darwin mientras que la otra fue dada por Araujo al comandante de las fuerzas británicas para que sea colocada en el cementerio británico de San Carlos, donde están enterrados los soldados ingleses.

Apenas terminado el acto en el cementerio, los familiares tuvieron unos minutos más para volver a recorrerlo y despedirse de sus seres queridos.

DATOS
– 248 es la cantidad de personas que viajaron a Malvinas, el 10 por ciento de la población de la isla.

– 214 son familiares y colaboradores.

– 3 aviones se utilizaron para viajar (2 MD 83 de la empresa Andes y 1 Gulf Stream de SAS).

– 649 argentinos murieron en la guerra que se inició el 2 de abril de 1982.

– 323 murieron a bordo del hundido Crucero General Belgrano.

– 246 están enterrados en Darwin.

– 121 tumbas y 122 cuerpos no identificados fueron exhumados el año pasado por forenses del Comité Internacional de la Cruz Roja.

– 107 familias de todo el país aportaron su muestra de ADN.

– 90 cuerpos lograron ser identificados.

– 48 días trabajaron durante 2017 los forenses en Darwin para exhumar los cuerpos.

– 6 guardias de honor, 2 gaiteros y 1 comandante participaron de la ceremonia.

 

Related posts

Juez de Paz correntino disertará sobre los derechos de las personas mayores

VIVIR PLENAMENTE

Se entregan módulos alimentarios para celíacos

VIVIR PLENAMENTE

El Centro "Jorge Miérez" celebra 30 años de vida institucional

VIVIR PLENAMENTE

Deje un Comentario